febrero 24, 2024

Gripe aviar: pollos serán sometidos a edición genética para aumentar su resistencia

Los científicos creen que la gripe aviar puede volver a saltar a los humanos y convertirse en una nueva pandemia, por lo que existe un esfuerzo de investigación significativo para luchar contra ella; algo que podría estar más cerca de lograrse gracias a la edición genética para crear pollos resistentes a la enfermedad.

Un estudio publicado hoy en la revista Nature Communications concluye que la edición de una proteína fundamental para el desarrollo de la gripe aviar en los pollos (denominada ANP32A) y la supresión de dos genes (ANP32B y ANP32E) asociados a ella en las células de estos, impedirían que el virus se replique de un animal a otro.

“La gripe aviar está muy extendida por Asia, Europa, África y América, especialmente Sudamérica, y se teme que llegue a la Antártida”, explica en la rueda de prensa de presentación del estudio el investigador Mike McGrew, de la Universidad de Edimburgo.

Este virus supone una amenaza para las especies de aves silvestres, un coste económico importante para los ganaderos y un riesgo para la salud de las personas, de hecho ya ha causado muertes humanas, recuerda McGrew.

Salud de pollos no se vería afectada con la edición genética

Hace unos años, la científica del Imperial College de Londres, Wendy Barclay, autora también de este estudio, aisló la proteína que aloja el virus, dando el primer paso para crear pollos resistentes al mismo.

Ahora, los investigadores han conseguido editar esta proteína en las células germinales de los pollos para minimizar la actividad de la gripe A.

“Vimos que los pollos adultos con la proteína ANP32A editada son resistentes a una dosis fisiológica de exposición a la gripe A, procedente de otras aves infectadas, y muestran una mayor recuperación a la enfermedad”, señala McGrew.

Además, los pollos, que tuvieron una fase de seguimiento de más de dos años tras recibir una dosis de virus, no sufrieron ni problemas de salud relacionados con el mismo ni afectó a la puesta de huevos.

“Creemos que una edición adicional en esta proteína y la supresión de los otros dos genes asociados (ANP32B y ANP32E) en las células de pollo impedirían la réplica del virus”, apunta Barclay en la misma rueda de prensa.

Los científicos consideran que hay que seguir haciendo estudios para garantizar que la salud de los animales no se vea afectada por esta edición genética y seguir comprobando que la edición es eficaz para eliminar la posibilidad de evolución del virus.

Gestión