septiembre 27, 2022

Clima favorecerá cultivos de papa y frutas, pero no los de maíz y arroz

Las temperaturas del mar y del aire en la costa se mantendrán dentro de sus rangos normales en la costa norte, aunque ligeramente por debajo de lo normal en la costa centro y sur, por lo menos hasta julio del 2021, proyectó el Estudio Nacional del Fenómeno El Niño (Enfen).

En esa línea, un pronóstico del Senamhi hasta julio próximo prevé que las mencionadas condiciones climáticas en la franja costera serán favorables para los cultivos de papa y frutas como los mangos, uvas, peras y manzanas, pero afectarían los de maíz amarillo duro, el arroz y el tomate.

Frutales

Glicerio Canchari, especialista de la Dirección de Agrometeorología del Senamhi, señaló a Gestión que la temperatura menor a la prevista será particularmente favorable para el cultivo del mango, al promover su inducción floral en valles costeros del centro y norte del país.

“Ahora que ingresa el periodo de cultivo de mango, el de mayor importancia para la exportación en el norte, el clima es favorable (para su producción)”, destacó.

Se favorece también la acumulación de frío para los próximos cultivos de frutales como manzanas, peras, melocotones, que hoy están en periodo de reposo vegetativo, pero que les garantizará un proceso de floración uniforme a partir de agosto, estimó el experto.

Campaña chica

Además, refirió que el clima también favorecerá la campaña chica de siembra de papa que se desarrolla en la costa central, pues ese tubérculo se puede adaptar a condiciones más frías de lo normal.

Sin embargo, las temperaturas mínimas del aire previstas van a afectar cultivos transitorios en la costa central como el del tomate y el maíz amarillo duro. En este último caso, se pronostica que se retrase el periodo vegetativo y, por tanto, que se alargue el periodo de cosecha.

Arroz

No obstante, el mayor afectado, según indicó, será la siembra de arroz en la costa norte, pues la baja temperatura puede propiciar, desde retrasos en el proceso de floración hasta el fenómeno conocido como “vaneamiento” de los granos, es decir, que las plantaciones no lleguen a florecer.

Vale recordar que en la última campaña, la siembra de arroz ya se había reducido en 2.0% respecto a la anterior.

Además, Canchari indicó que otro riesgo que traen las bajas temperaturas es una mayor humedad, que puede propiciar enfermedades en cultivos de hortalizas, arándanos, tomates, entre otros.

CIFRAS Y DATOS

Marzo. La producción del sector agropecuario se redujo 1.9% en marzo por menores cultivos de papa y arroz, según el BCR.

Reservorios. A mediados de mes el almacenamiento en principales reservorios fue superior al promedio de últimos cinco años.

Elias Garcia – Gestión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.