diciembre 9, 2022

Importancia de la nutrición temprana en becerras lecheras y el impacto en su futura producción de leche

Es bien sabido que la crianza de terneras y vaquillas para reemplazo representa uno de los costos más altos en los establos lecheros, es por ello que el área de alimentación tiene mucha oportunidad para poder mejorar, debemos apoyarnos en la nutrición y enfocarnos en hacer más eficiente cada uno de los recursos con los que contamos. Por lo que este artículo está pensado para ayudarlos a encontrar áreas de oportunidad que les permita mejorar y eficientizar lo que ya se tiene establecido, con lo que se tiene disponible.

AL NACER 

Los requisitos que debe de cumplir la primera toma de calostro son los siguientes: 

HABLANDO DE CANTIDAD Y CALIDAD 

  • Ofrecer mínimo del 10% de su peso vivo, pero si la ternera quiere tomar más no hay que limitarla.
  • Ingesta mínima de 300 gr de IgG, quiere decir que mínimo tenga 75 gr de IgG por litro de calostro, eso pensando que le daremos 4 litros (el 10% del peso vivo de una ternera de 40 kg). 

HABLANDO DE NUTRICIÓN 

  • Un litro de calostro de calidad verde (60 g/l) contiene entre 1.1 y 1.3 Mcal por litro, tomando en cuenta que, para que una ternera gane 800 gr/día necesita 4 Mcal, necesitamos ofrecer mínimo 4 litros de calostro de excelente calidad.
  • Esta es nuestra primera área de oportunidad.

A PARTIR DEL PRIMER DIA DE NACIDA 

La principal fuente de nutrientes de las terneras a partir del primer día de vida es la leche, aprovechan muy poco los nutrientes de los concentrados y definitivamente no utilizan los de los forrajes, ya que su rumen no está desarrollado, por eso se le llama Pre-Rumiante. 

Teniendo en cuenta lo anterior vamos a calcular cuánta leche necesita tomar mi ternera para ganar 800 gr. diarios. Si un litro de leche nos aporta 0.69 Mcal y necesitamos 4 Mcal para una ternera de 40 kg, debemos ofrecerle 6 litros de leche durante la primera semana de vida. Y tenemos que ir aumentando este consumo conforme ella va creciendo (tabla 1).
 


Tomemos en cuenta que el sistema inmunológico requiere energía para funcionar adecuadamente, y si nuestra ternera presenta diarrea, necesitará alrededor de 1.7 Mcal para hacer frente a dicha enfermedad, por lo que es importante NO QUITARLES LA LECHE a las terneras diarreicas, tal vez tomen menos, pero hay que dejar que consuman lo que ellas quieran. (Karla R.H., 2019)

Definitivamente, debemos empezar a ofrecer alimento iniciador de buena calidad, a partir del día cinco de vida, 50 gr aprox. (un puño). No lo comerán todo, pero servirá para que lo conozcan e incitar al consumo de este. Conforme las terneras crecen debemos de hacer un balance entre la cantidad de leche que consumen y de iniciador, ya que para el momento del destete necesitamos que su rumen ya sea funcional, pero sin descuidar su nutrición.
 

Ya que sabemos cuántas Mcal se requieren para ganar 800 gr diarios, necesitamos registrar la cantidad de iniciador que la ternera consume diariamente, esto sólo lo podemos lograr pesando diariamente la cantidad que servimos y restando la cantidad que rechaza o deja la ternera en su balde.
 

Una vez que tenemos estos registros entonces podemos empezar a tomar la decisión de regular la cantidad de leche ofrecida. Un ejemplo: tomemos en cuenta que un kg. de alimento iniciador tiene aproximadamente 2.6 Mcal (cabe aclarar que esto va a depender de los ingredientes y calidad de cada iniciador), por lo tanto, cada 100 gramos nos aportan 0.26 Mcal, y sabemos que una ternera de 30 días de edad (peso aproximado de 60 kilos), necesita 5.8 Mcal (tabla 1) para tener una ganancia diaria de 800 gramos, entonces…
 


En este ejemplo estamos cumpliendo el requerimiento nutricional de la ternera, pero siempre hay que considerar el consumo de alimento iniciador, aproximadamente por cada 250 gr de alimento iniciador que aumente de consumo, podemos considerar disminuir 1 litro de leche. También hay que tomar en cuenta que esto es en terneras sanassi se enferman el sistema inmunológico requerirá más energía para funcionar adecuadamente.

No debemos olvidar ofrecer agua desde los primeros días de vida, ya que al no tener leche disponible todo el tiempo, si tienen sed se acercarán a beber agua, además de que es indispensable para que los microorganismos del rumen comiencen su producción de butirato y propionato. (Karla R.H, 2018) 

Qué tiene que ver todo esto con la futura producción de leche?… pues ¡TODO!

El calostro va a proveer de nutrientes y energía que van a estimular al sistema inmunológico y la maduración del intestino, indispensable para habilitar la correcta absorción y digestión de la leche y alimento iniciador.

«El consumo del calostro va a ser quien encienda la máquina que inicia los procesos anabólicos en múltiples tejidos.”

Después del periodo de consumo de calostro, sigue el protocolo de alimentación con leche (ilustración 1), indispensable para estimular el crecimiento de la ternera y el desarrollo de órganos internos, la ingesta insuficiente de leche va a retrasar el crecimiento y puede tener efectos perjudiciales sobre el desarrollo del intestino y de la glándula mamaria; el sistema regulador endocrino para el crecimiento corporal es estimulado por la ingesta de altas cantidades de calostro y leche. El desarrollo de los preestómagos es estimulado por el alimento iniciador y el consumo de agua. (Hammon, 2020) 

En conclusión, si queremos tener terneras sanas y que puedan expresar al máximo su potencial genético de producción, tenemos que empezar a NUTRIRLAS desde que nacen y balancear correctamente su consumo de leche y alimento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.