enero 30, 2023

Pronóstico de riesgo agroclimático para el cultivo de maíz

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) presentó el pronóstico de riesgo agroclimático para el cultivo de maíz para el período diciembre 2022-febrero 2023. Se prevé las siguientes condiciones térmicas diurnas: para el mes de diciembre entre normales a superiores en la región Andina y selva norte; mientras que, a lo largo de la costa de normales a inferiores.

Para el mes de enero, entre normales a inferiores en la sierra norte y centro, y selva norte; entre normales a superiores en la toda la costa y sierra sur. En el mes de febrero, predominarían entre normales a inferiores en la región andina y selva norte; y entre normales a superiores en el litoral.

Por otro lado, se esperarían condiciones térmicas nocturnas entre normales a inferiores a lo largo de la costa y sierra norte y centro occidental, y entre sus normales en la sierra sur, la zona oriental de la sierra norte y centro, y la selva norte para el mes de diciembre.

Para el mes de enero entre normales a inferiores en la costa, la sierra centro y sierra sur occidental; a excepción de la sierra norte y sur, y selva norte con valores de normales a superiores.

Finalmente, en febrero, entre normales a inferiores en la costa norte y centro y sierra norte; mientras que, en la sierra centro y sur y selva norte entre normales a superiores a su variabilidad climática.

Respecto a las precipitaciones, para la costa, sierra y selva norte, para el mes de diciembre se pronostican entre normales a inferiores; para enero, predominarían acumulados de normales a superiores a lo histórico en la sierra, selva norte y costa centro; sin embargo, se registraría déficit en la costa norte y sur; para el mes de febrero, entre normales a superiores a su climatología para la región sierra y selva norte.

Costa norte, central y sur

En la franja costera, se presentaría un nivel de riesgo agroclimático medio durante el periodo diciembre 2022 a febrero 2023, debido a que se prevé temperaturas diurnas y nocturnas inferiores a su promedio climático, las cuales no afectarían la finalización de la maduración y cosecha del maíz (diciembre) para las siembras de invierno.

Mientras que para las siembras de verano (enero y febrero) esta perspectiva podría influir en el crecimiento vegetativo inicial del cultivo, para luego normalizarse el avance por las temperaturas máximas normales previstas; asimismo, estas condiciones podrían condicionar el estado fitosanitario del cultivo en sus fases vegetativas al propiciar la presencia de plagas como “gusano de tierra” y “cogollero”.

Sierra norte

En la sierra norte, entre los meses diciembre 2022 y enero 2023 se estima un nivel de riesgo agroclimático de medio a alto, debido principalmente a que se prevé precipitaciones deficientes que vienen afectando considerablemente a los cultivos de maíz amiláceo en pleno crecimiento vegetativo; si estas deficiencias de humedad continuaran, afectarían considerablemente a los cultivos de maíz instalados; asimismo, existe un alto porcentaje de terrenos en descanso o en preparación por la falta de humedad en los suelos.

Sierra central

En la sierra central, se prevé un riesgo agroclimático de medio a alto. En Junín, los cultivos de maíz amiláceo sembrados desde agosto, conducidos bajo riego, han sido afectados por las heladas y granizadas; además, las siembras realizadas en octubre han sido afectadas por las deficiencias de lluvias.

En el valle del Mantaro, el maíz San Gerónimo se siembra usualmente en el mes de noviembre, estas han sido retrasadas y se espera sembrar en este mes de diciembre con un alto riesgo por la deficiencia de lluvias. En Ayacucho, las siembras de maíz amiláceo son conducidas generalmente bajo secano, por ello aún no se instalan los cultivos esperando las lluvias hasta fines de diciembre, en estas zonas maiceras el periodo libre de heladas es más amplio.

En Huancavelica, se siembra maíz en quebradas cálidas, como Paucarbamba y Colcabamba, y actualmente no se están sembrando en gran cantidad debido a la ausencia de lluvias y a la disminución de áreas bajo riego. En las zonas de producción de maíz amiláceo de Pasco, las siembras son con las precipitaciones y se esperan que estas se establezcan hasta fines de diciembre, por ende, el riesgo agroclimático, con un escenario de bajas precipitaciones, es alto.

Sierra sur

En la sierra sur, durante el mes de diciembre se presentarían niveles de riesgo agroclimático de medio a alto, debido a que se prevé una disminución de las precipitaciones acumuladas inferiores y un régimen térmico por debajo de normal, las cuales podrían afectar las necesidades hídricas del maíz amiláceo en pleno crecimiento vegetativo. Sin embargo, no se descartaría la presencia de heladas durante febrero, incrementando significativamente los niveles de riesgo.

Selva norte

En la selva norte, se presentaría un nivel de riesgo agroclimático bajo, debido a que en diciembre se prevé un régimen térmico y precipitaciones normales, las cuales serían no significativos debido a que el cultivo estaría en maduración córnea; durante enero y febrero se prevé temperaturas máximas por debajo de su normal y temperaturas nocturnas y precipitaciones normales las cuales favorecerían el inicio de la campaña agrícola.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *